Reclamación de daños materiales en Accidente de Tráfico: ¿quién paga, qué incluyen y cómo se reclaman?

Reclamación daños materiales en accidente de tráfico
28 de noviembre de 2021

¿Has sufrido un accidente de tráfico en el que tu vehículo ha tenido daños materiales?

Entonces tienes que hacer una reclamación por daños materiales en un accidente de tráfico y no sabes por dónde empezar.

Puede que te parezca que tu aseguradora se va a ocupar de todo, que el siniestro está muy claro y que la culpa claramente no es tuya.

Pero incluso en estos casos puedes tener problemas.

No es igual que tengas que reparar tu vehículo a que te lo declaren siniestro.

Tampoco es lo mismo que tengas el seguro a todo riesgo o a terceros.

O que tengas daños solo en la parte delantera o también en la trasera.

Pueden ocurrir muchas cosas en un accidente donde tengas que reclamar daños materiales, y como perjudicado siempre estás en desventaja: no conoces las normas ni tampoco tienes información.

Antes de cometer un error que ponga en peligro tu reclamación de daños materiales en un accidente de tráfico, asesórate con abogados especialistas que puedan ayudarte desde el primer momento.

Problemas que puedes tener en una reclamación por daños materiales

Seguramente no te has parado a pensar la cantidad de situaciones de todo tipo que pueden ocurrirte y que den lugar a problemas para reclamar unos daños materiales.

Hay ocasiones en las que no hay problema: te dan un golpe, va el perito, te reparan tu vehículo y ya está.

Pero en otras muchas puedes tener un conflicto con la aseguradora que requiera ayuda legal.

Cuando te dan un golpe estando aparcado

Es un clásico: estacionas tu coche, te vas a hacer gestiones, y cuando vuelves tienes una sorpresa: te han dado un golpe, o te han hecho unos arañazos o raspones en tu vehículo.

Cuando te dejan un aviso, puedes contactar con el responsable, cumplimentáis un parte y no hay mayor problema.

Pero en otras ocasiones no te dejan aviso alguno y te toca pelearte con tu seguro para que te reparen los daños.

En estos casos influye el tipo de seguro que tengas:

 

  • Si tu seguro es a todo riesgo lo normal es que dando parte a tu seguro te arreglen tu vehículo.
  • Cuando lo tienes con franquicia dependerá del tipo de daños que te lo repare el seguro sin cargo o tengas que abonar una cierta cantidad.
  • Pero si lo tienes a terceros y no puedes demostrar que no ha sido culpa tuya, te tocará asumir la reparación.

 

¿Qué puedes hacer en estos casos, sobre todo si los daños materiales han sido importantes?

Puedes preguntar en los comercios cercanos al lugar donde tenías tu vehículo, y comprobar si hay alguna cámara de seguridad cercana (bancos, gasolineras), por si alguien vio lo ocurrido y puedes localizar al responsable.

En caso de duda, consulta siempre un abogado experto en accidentes de tráfico.

 

Cuando eres perjudicado en un choque en cadena

Las colisiones en cadena tienen un problema: cuando hay varios vehículos implicados puede ser complejo determinar quién ha sido responsable del accidente.

Hay varias compañías de seguros implicadas, y cada una intentará exonerarse de culpa para no pagar indemnizaciones a los perjudicados.

Si a ello le añades que en un choque en cadena pueden golpearte por detrás y lanzarte contra el vehículo de delante, provocándote daños en la parte delantera y trasera, puede que te pongan pegas para reparártelos todos.

 

¿Qué puedes hacer en estos casos?

 

Intenta firmar tantos partes amistosos como puedas (con el vehículo de detrás y el de delante si tienes dos colisiones, por ejemplo) y avisa siempre a la Policía o Guardia Civil para que hagan un Atestado.

Es fácil que en este tipo de golpes además de daños materiales tengas lesiones, y estos casos son siempre complejos de reclamar por las dificultades para determinar quién ha sido el responsable.

Acude siempre y cuanto antes a asesorarte con un abogado especialista en accidentes de tráfico.

 

Cuando te colisionan y el vehículo responsable se da a la fuga

Otro clásico: te dan un golpe y el culpable se marcha del lugar del siniestro sin detenerse.

Y tienes un problema para demostrar quién ha sido, lo que significa que tu aseguradora no va a querer pagar la indemnización.

 

¿Qué debes hacer en estos casos?

 

  • Avisa a los Agentes de la Autoridad sin moverte del lugar del siniestro para que levanten Atestado y puedas demostrar que el accidente ha existido.
  • Busca testigos presenciales del accidente incluso en las tiendas cercanas, que hayan visto lo ocurrido.

 

Puedes encontrarte con que alguien se haya quedado con la matrícula y se pueda identificar al responsable.

Y si no es posible, siempre que puedas acreditar el accidente, de tu indemnización por lesiones se hará cargo el Consorcio de Compensación de Seguros, pero no de los daños materiales, que no asume cuando se trata de un vehículo desconocido y sin identificar.

Contacta con abogados expertos en accidentes lo antes posible para que te ayuden a reclamar con garantías.

 

¿Qué tipo de daños materiales se pagan en un accidente de tráfico?

En una reclamación de daños materiales por accidente no solo se incluyen los desperfectos (golpes, abolladuras, roturas…) que ha podido sufrir tu coche, moto, bici, camión….

Hay otra serie de daños que también tienen que abonarse por la aseguradora siempre que puedan demostrarse que son consecuencia directa del siniestro.

 

Daños de tu vehículo: ¿reparación o siniestro?

Has tenido un accidente con daños materiales y das el parte a tu seguro (recuerda que tienes 7 días para hacerlo).

Lo habitual es que una vez avisas a tu compañía manden un perito que hará una valoración de los daños y una vez peritados, si está todo correcto procedan a la reparación.

Pero en este proceso aparentemente sencillo, puedes encontrarte con multitud de problemas:

Al perito no le coinciden los daños que ven con lo declarado en el parte amistoso.

Tú has tenido daños materiales en tu vehículo, pero como ha sido una colisión leve el contrario no tiene desperfectos en el suyo.

Tienes el seguro a terceros y la compañía contraria discute la culpa, por lo que tu compañía no quiere repararlos.

También con seguro a terceros, sufres un siniestro donde no hay contrario o se ha dado a la fuga.

 

Es fácil que en muchos de estos supuestos haya habido también lesiones, lo que complica más la reclamación.

En cualquier caso, es muy importante no dar nunca por buena una respuesta negativa de la aseguradora para reparar los daños materiales y asesorarse legalmente.

 

¿Qué ocurre cuando declaran tu vehículo siniestro?

 

Cuando el valor de la reparación de tu coche, moto o bici es superior a su valor venal o de mercado, la compañía te lo va a declarar siniestro.

Aquí puedes tener problemas también, porque la aseguradora normalmente te va a ofrecer solo el valor venal, por las limitaciones impuestas por los seguros a las coberturas por daños.

Con ayuda legal puedes conseguir en estos casos:

  • Que además del valor venal te paguen el llamado valor de afección (un % adicional).
  • Que, en determinados supuestos, si decides optar por reparar tu vehículo puedas reclamar el importe de ese arreglo (en la mayoría de los casos en vía judicial).

La oferta por el siniestro de tu vehículo te la va a hacer tu propia aseguradora.

Pero si no estás conforme y decides reparar tu vehículo y reclamar el importe de la reparación, no lo haces a tu aseguradora sino a la del culpable del accidente.

Otros daños materiales que puedes reclamar

En muchos accidentes de tráfico se producen daños materiales en objetos personales que llevas en el momento del siniestro y puedes reclamar a la aseguradora del responsable.

Entre ellos están los desperfectos en:

 Teléfonos móviles
Gafas de ver o de sol
Relojes
Indumentaria de ciclista o motorista: ropa, casco, guantes…
Mochilas, equipajes…

Para poder reclamarlos, es necesario:

  • Hacer fotografías del objeto dañado y conservarlos.
  • Buscar facturas o tickets de compra, o en su defecto, aportar una factura proforma de un objeto similar o igual al dañado.
  • Aportar justificante del precio de ese mismo objeto u otro similar con una imagen obtenida en internet (por ejemplo, el precio en tienda de una prenda de ropa dañada en un atropello).
  • Presentar un presupuesto de reparación, por ejemplo, de un teléfono móvil.

Lo habitual es que las compañías no paguen el valor de esos objetos “a nuevo” (puesto que se trata de objetos usados), pero con ayuda legal vas a obtener una indemnización justa en la reclamación de estos daños materiales.

 

¿Quién paga los daños materiales?

Es muy habitual que haya confusión en muchos perjudicados por daños materiales, que suelen creer que quien los indemniza es la compañía de seguros del responsable del accidente.

Sin embargo, entran en juego los famosos Convenios entre aseguradoras (CIDE y ASCIDE), de modo que será tu propia compañía quien se haga cargo de la reparación de tu vehículo y luego entre la tuya y la contraria se reclamarán el importe que corresponda según Convenio.

La ventaja para las compañías de aplicar los Convenios permite agilizar el proceso de peritación y reparación en los casos más sencillos, cuando hay por ejemplo un parte amistoso, y eso también te beneficia como perjudicado.

Sin embargo, los problemas surgen cuando no estás conforme con la peritación que te han hecho o cuando declaran siniestro total tu vehículo, porque en estos casos es como si tu propia compañía pasara a ser “el enemigo”.

 

¿Tienes dudas con tu caso?

¿Tienes que hacer reclamación de daños materiales y no sabes por dónde empezar?

¿Tu compañía te está dando problemas para arreglar tu vehículo o en la valoración del siniestro?

 

No esperes para informarte, somos abogados de accidentes de tráfico en Madrid y queremos ayudarte.

 

¿Hablamos?

 

Contacta con nosotros y cuéntanos tu caso. Te atendemos en una consulta gratuita y sin compromiso, para que preguntes lo que necesites a nuestros abogados.

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

Inicio Blog