Indemnización por accidente de autobús: todo lo que debes saber para que te paguen la totalidad de los perjuicios sufridos

indemnizacion accidente de autobús
15 de octubre de 2022

Si tienes que reclamar una indemnización por accidente de autobús, es muy probable que no sepas los problemas que puedes tener para que te paguen los daños sufridos.

Por ejemplo, que no hayas tomado medidas para acreditar que viajabas en el autobús donde tienes el accidente.

También que no sepas a quién tienes que reclamar según quien sea culpable, si el conductor del autobús, o un tercero, e incluso qué pasa si la culpa es tuya.

Es muy posible que tampoco sepas que cuando reclamas una indemnización por accidente de autobús puedes percibir hasta dos indemnizaciones distintas.

Las compañías de seguros discuten mucho estas reclamaciones tratando de responsabilizar del accidente al propio ocupante para evitar pagar una indemnización.

Si eres víctima de un accidente viajando en un autobús, has tenido lesiones y daños y quieres reclamar tu indemnización, en Valenzuela & Resel Abogados podemos ayudarte.

Indemnización por accidente de autobús: el ocupante cobra siempre

Lo primero que debes tener claro es que, si viajas como pasajero en un autobús y tienes lesiones y daños a causa de un accidente, tienes derecho a percibir siempre una indemnización.

Eres un elemento pasivo en la conducción, y no intervienes en el hecho de la circulación, por lo que puedes reclamar los perjuicios sufridos, sean más leves o más graves, al margen de quien tenga la culpa, si el conductor del autobús o un tercero.

La única diferencia en uno u otro caso es a quién tendrás que dirigir tu reclamación, en función de quien haya sido responsable del siniestro.

Puede que no se produzca un accidente como tal pero que también puedas reclamar, por ejemplo, si el autobús pega un frenazo en seco y de forma brusca que provoca tu caída en su interior sufriendo lesiones.

Ahora bien, cuando tú has participado activamente en el desarrollo del accidente con una actitud negligente por tu parte, no podrás reclamar indemnización al ser culpa tuya.

Las aseguradoras tienden a responsabilizar a los pasajeros para no pagar, utilizando argumentos como que “la víctima no estaba bien agarrada” o “no iba correctamente sentada”.

Es importante que, sea como sea tu caso, primero te asesores con un abogado experto en accidentes de autobús para saber si puedes reclamar y qué tienes que hacer.

Qué necesitas para demostrar que has tenido un accidente como ocupante de un autobús

Para que puedas reclamar la indemnización por un accidente de autobús, tienes que demostrar la realidad del accidente y cómo se ha producido.

Las causas de estos siniestros pueden ser muy variadas, pero si quieres reclamar tienes que tomar una serie de medidas que demuestren la relación causal entre el accidente y los daños que has tenido:

Conserva el billete o el título de transporte que has utilizado el día del accidente.

Nunca abandones el autobús sin poner en conocimiento del conductor lo ocurrido, para que quede constancia de lo que ha pasado y puedas demostrarlo.

Si es posible, avisa a la Policía o Guardia Civil para que acuda al lugar de los hechos y levante un parte de accidente.

Si tus lesiones son de cierta entidad, avisa a los servicios de emergencias para que te hagan la primera asistencia médica en el propio autobús.

Recaba datos de otros pasajeros que puedan ser testigos de lo ocurrido.

Formaliza una reclamación a la empresa de transportes explicando el accidente, indicando fecha, hora y lugar y adjuntando tu parte de lesiones del Hospital, datos de testigos, fotografías, y todo lo que pueda servir para acreditar el siniestro.

Contacta de inmediato con un abogado especialista en accidentes de tráfico que te oriente desde el primer momento.

Muchas de las reclamaciones de indemnización por accidente de autobús fracasan porque el pasajero se marcha del lugar sin avisar al conductor de lo ocurrido, sobre todo cuando se producen caídas en su interior.

Lo más normal es que, en estos casos, el conductor niegue los hechos y la aseguradora no quiera pagarte.

¿Quién paga la indemnización por accidente de autobús?

Una de las dudas más frecuentes de las víctimas de un accidente de autobús es conocer a quién tienen que dirigir la reclamación.

El punto de partida, como en todo accidente de tráfico, es la culpa, es decir, tener claro quién es responsable del siniestro. 

El culpable exclusivo del accidente eres tú

Es posible que te caigas en el interior de un autobús de forma fortuita, y la caída sea culpa tuya.

En este caso no vas poder reclamar indemnización por el Seguro de Responsabilidad Civil, porque tú eres el único responsable.

Pero si has tenido lesiones puedes pedir una indemnización con cargo al Seguro Obligatorio de Viajeros (SOV), siempre que tus daños se incluyan en el Baremo específico para estos supuestos.

El culpable es el conductor del autobús donde viajabas como ocupante

Imagina que sufres una caída en el interior de un autobús porque su conductor ha pegado un frenazo o un acelerón brusco y violento por una maniobra irresponsable.

O el siniestro se produce cuando por culpa del conductor del autobús colisionáis con otro vehículo.

En estos casos responde la aseguradora del autobús, a quien tienes que reclamar la indemnización que te corresponda.

También podrás pedir la indemnización con cargo al Seguro Obligatorio de Viajeros (SOV) si tus lesiones están incluidas en el Baremo para estos casos.

Es muy importante que recopiles toda la información del siniestro y acredites que viajabas en el autobús el día del accidente.

El culpable es un tercero ajeno al autobús

Imagina que tienes un accidente viajando como pasajero de un autobús, donde la culpa es de un tercer vehículo, que se ha atravesado en su trayectoria provocando la colisión.

Puedes caer y golpearte violentamente dentro del autobús porque éste ha tenido que frenar bruscamente para evitar colisionar con otro vehículo que se le cruza de forma imprudente.

En estos casos el responsable es un tercero ajeno al propio autobús, en cuyo caso debes reclamar a su compañía de seguros los perjuicios sufridos, además de pedir si te corresponde la indemnización adicional con cargo al Seguro Obligatorio de Viajeros.

No sabes quién es el culpable del accidente

En ocasiones no tienes modo de conocer al responsable del siniestro, lo que ocurre, por ejemplo, si te lesionas porque el autobús se ve obligado a frenar para no colisionar con un vehículo que se cruza en su trayectoria, que no se detiene y no puede identificarse.

En estos supuestos es fundamental avisar al conductor del autobús de que has sufrido daños, y llamar a los agentes de la autoridad para que levanten Atestado o parte de accidente, para poder acreditar cómo ha ocurrido el siniestro.

Aquí también puedes reclamar una indemnización, en este caso al Consorcio de Compensación de Seguros, que te indemniza las lesiones sufridas cuando el culpable es un vehículo desconocido del que no tenemos datos.

¿Qué puedes reclamar en una indemnización por accidente de autobús?

Muchos perjudicados no saben que en muchos casos es posible reclamar dos indemnizaciones por accidente de autobús, que NO son excluyentes entre sí: una con cargo al Seguro Obligatorio de Viajeros (SOV) y otra con cargo al Seguro Obligatorio de Automóviles.

Dependiendo del tipo de siniestro y las lesiones sufridas, tendrás derecho a ambas indemnizaciones, solo a una de ellas o a ninguna si la culpa ha sido exclusivamente tuya.

La indemnización con cargo al Seguro Obligatorio de Viajeros (SOV): en qué consiste

Cualquier pasajero de un medio de transporte público, en este caso un autobús, dispone de la cobertura por el Seguro Obligatorio de Viajeros desde el momento que adquiere el billete o utiliza el abono transporte.

El SOV te indemniza como ocupante de un medio de transporte colectivo, cuando sufres lesiones viajando en el autobús o subiendo o bajando del mismo.

¿Cuándo puedes reclamar al SOV?

– Cuando tienes una caída accidental o fortuita dentro del autobús por culpa exclusiva tuya (siempre que no sea por conducta negligente o dolosa por tu parte).

– Cuando sufres daños en un siniestro donde el responsable es el conductor del autobús en el que viajas como pasajero.

– Cuando sufres daños en un siniestro donde el responsable es un tercero ajeno al autobús.

El SOV  no cubre daños materiales, solo cubre los daños personales que hayas tenido (lesiones), que se valoran en un Baremo específico  que contiene 14 categorías de lesiones, y te pagan una cantidad específica dependiendo de la categoría donde se incluya la lesión que has tenido.

La indemnización con cargo al Seguro Obligatorio de Automóviles (SOA): en qué consiste

Aparte del SOV puedes reclamar una indemnización por accidente de autobús con cargo al Seguro Obligatorio de Automóviles en estos casos:

Cuando el responsable del siniestro es el conductor del autobús donde viajas (un frenazo, una salida de la vía, una colisión con otro vehículo…), en cuyo caso reclamas a la aseguradora del autobús.

Cuando el responsable del siniestro es un tercero, en cuyo caso reclamas a su compañía de seguros, pudiendo hacerlo también el propio conductor no culpable del autobús en que viajas.

Para calcular en estos casos la indemnización se utiliza el Baremo de Tráfico, de la misma forma que en cualquier otro accidente de circulación.

Qué se paga en una indemnización por accidente de autobús

Antes de reclamar, hay que determinar si tienes derecho a percibir indemnización solo con cargo al SOV o también con cargo al Seguro Obligatorio de Viajeros.

Ya hemos visto que con cargo al SOV solo puedes reclamar lesiones y siempre que estén incluidas en alguna de las 14 categorías incluidas en el Baremo específico que se aplica.

Cuando tienes además derecho a reclamar como ocupante con cargo al Seguro de Automóviles, la valoración de tus daños se hace aplicando el Baremo de Tráfico, que incluye el pago de:

Los daños personales, es decir, tus lesiones, que incluyen:

  • Los días que has tardado en curarte desde el accidente hasta que tu alta médica.
  • Las secuelas funcionales o estéticas que hayan podido quedarte.
  • Cualquier otro daño incluido en el Baremo derivado del accidente (por ejemplo, una incapacidad) o el pago de una cantidad por intervención quirúrgica.
  • Según la gravedad de tus daños, serán de aplicación otros factores incluidos en el Baremo que incrementan tu indemnización.

Siempre te recomendamos que tengas el asesoramiento de un abogado experto en accidentes de autobús porque no conoces el Baremo y no sabes cómo calcular tu indemnización incluyendo todos los conceptos a los que tienes derecho.

Los daños materiales, que son desperfectos que hayas tenido en objetos que llevabas en el momento del siniestro como pasajero en el autobús.

Los más habituales son roturas en relojes, gafas de ver o de sol, o teléfonos móviles.

Para que te los paguen necesitas acreditar que los llevabas encima en el momento del accidente, por ejemplo, incluyendo este dato en el parte de accidente o Atestado de la Policía.

El perjuicio patrimonial, que el Baremo de Tráfico divide en dos conceptos:

  • El lucro cesante, que son las pérdidas económicas o ganancias dejadas de obtener a consecuencia del accidente (imagina que tienes que estar de baja unos días sin poder abrir tu negocio, por ejemplo).
  • El daño emergente, que son todos los gastos que has tenido derivados del siniestro, como los de desplazamiento a médicos, rehabilitación, o facturas de farmacia y de pruebas diagnósticas.

¿Tienes que reclamar una indemnización por accidente de autobús y no sabes por dónde empezar?

¿La compañía de seguros no quiere pagarte los daños?

Somos abogados expertos en accidentes de tráfico y podemos ayudarte.

Contacta con nosotros y cuéntanos tu caso en consulta gratuita y sin compromiso para resolver todas tus dudas con nuestros abogados. Tus abogados de accidentes de tráfico en Madrid.

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

Inicio Blog

Me han atropellado yendo en bici: ¿cómo reclamo mis daños?

Si te han atropellado yendo en bici es muy probable que tengas dudas sobre si puedes o no reclamar una indemnización por tus daños. Los ciclistas continúan siendo de los colectivos más perjudicados en los accidentes de tráfico, y están especialmente desprotegidos...